Cómo cultivar… Perejil

cultivar en macetas

Cómo cultivar… Perejil

 

El mes pasado inauguramos una nueva sección en nuestro blog titulada “Cómo cultivar…”; el primer artículo lo dedicamos a aprender los secretos del cultivo de la hierbabuena y tuvo tanto éxito entre los seguidores del blog de Maquinaria de Jardinería que hemos decidido dedicar el artículo de hoy a otra de las plantas aromáticas más utilizadas en las cocinas españolas: el insustituible perejil.

En el artículo de hoy conoceremos todos los beneficios del perejil como planta aromática y medicinal, aprenderemos la diferencia entre cilantro y perejil, descubriremos cuánto tarda en crecer el perejil, cómo cultivar perejil en casa y cómo cuidar el perejil en maceta. ¿Te parece interesante? Entonces sigue leyendo después de la imagen…

cómo cultivar perejil

Beneficios del perejil

El perejil es un gran amigo de los gastrónomos ya que no sólo aporta color y alegría a los guisos y emplatados, también potencia el sabor y el aroma de los alimentos y aporta una gran cantidad de nutrientes y vitaminas de los grupos A, B, C y D.

Pero además de sus usos culinarios y propiedades nutricionales,  la planta del perejil tiene importantes propiedades beneficiosas para nuestra salud. Esta planta también es conocida por los herboristas y amantes de la medicina natural por ser una hierba que ayuda a hacer mejor la digestión, minimizar los gases y las flatulencias, regular el tránsito intestinal, reforzar nuestras defensas contra los virus y las infecciones…

BENEFICIOS DEL PEREJIL

 

 

Diferencia entre cilantro y perejil

Quizás te ha pasado alguna vez: vas al mercado, compras perejil y cilantro y  cuando llegas a casa… no sabes distinguir una hierba de otra. A simple vista no hay diferencia entre cilantro y perejil, pero si te fijas en los siguientes detalles seguro que no vuelves a confundirlos:

– Aspecto y color de las hojas. La primera diferencia entre cilantro y perejil la advertimos en la forma de las hojas. Las hojas del cilantro tienen una forma más redondeada que las del perejil (estas suelen ser más triangulares). Además, si te fijas en su color verás que las hojas del cilantro tienen un tono de verde bastante más claro que las del perejil.

– Altura de la planta. Para no confundir en el huerto las plantas de perejil y de cilantro fíjate en la altura de la planta: la del cilantro suele ser más alta que la del perejil. Para que te hagas una idea, ten en cuenta que una planta bien podada, sulfatada y regada de cilantro puede llegar a alcanzar una altura superior a los 60 o 65 centímetros; una planta de perejil no llegará a superar los 25 centímetros de altura aunque la cuides con tanto esmero como el resto de hierbas aromáticas de tu huerto o jardín.

diferencia cilantro perejil

Cuánto tarda en crecer el perejil

Una de las preguntas que todos nos hemos hecho cuando empezamos a cultivar perejil en maceta o huerto es ¿cuánto tarda en crecer? Como ya te hemos comentado en otros artículos de nuestro blog, la jardinería no es una ciencia exacta y el tiempo que trascurre entre la siembra y la recolección del perejil varía en función de muchos parámetros: la calidad de la tierra y el agua, el clima, la calidad del abono o del compost casero, el tipo de perejil (de hoja plana o de hoja rizada), la calidad de las semillas, el momento del año en que plantes perejil, etc.

De todas formas, en líneas generales podríamos decir que las semillas de perejil tardan entre tres y cuatro semanas en germinar y que podrás disfrutar de todos los beneficios del perejil en dos o tres meses.

 

Cómo cultivar perejil en casa

Si hay una planta sencilla de plantar en casa, tanto en maceta como en terreno, sin duda es el perejil.  Anota los siguientes consejos prácticos:

– Momento de la siembra: el perejil se puede sembrar en cualquier momento del año, pero las semillas germinarán antes si las plantas entre los meses de febrero y septiembre.

– Profundidad del terreno: las semillas de perejil se pueden plantar perfectamente en una simple maceta y hacer agujeritos de entre 1 y 2 centímetros de profundidad. Planta las semillas bien separadas unas de otras y asegúrate de que todas quedan bajo tierra. Ten en cuenta que la planta del perejil necesita algo de espacio para crecer fuerte y sana así que no elijas una maceta demasiado pequeña.

– Riego y temperatura: hasta que las semillas germinen, pulveriza con agua el mantillo o la tierra dos o tres veces al día procurando que el terreno esté siempre húmedo.

– Temperatura: la planta del perejil es muy resistente y llega a aguantar perfectamente temperaturas bajas de hasta 5 grados y temperaturas altas de más de 30 grados centígrados. De todas formas, si cultivas perejil en una maceta dentro de casa y puedes controlar que la temperatura esté entre los 20 y los 26 grados centígrados, antes germinarán las semillas y podrás recolectar tu cosecha de excelente perejil casero.

– Herramientas básicas: para cultivar tu propio perejil casero no necesitarás más que algunas herramientas básicas sumamente económicas: unas buenas tijeras para podar, una regadera, una pequeña pala, un aspirador de agua y de polvo si plantas el perejil en el huerto, etc.

Cultivar perejil